Cosmética en animales ¿algo del siglo pasado?

Muchos de nosotros creemos que la experimentación con animales para productos cosméticos está prohibida y es algo del siglo pasado. Sin embargo, a día de hoy sigue existiendo el testeo en animales y hay poca información al respecto.

En la Unión Europea se prohibió la experimentación con animales para productos cosméticos en 2004. Cinco años más tarde se prohibió también para los ingredientes cosméticos y también la comercialización de productos que contuviesen ingredientes experimentados en animales en los países de la UE. 

A pesar de ello, hay alrededor de un 80% de países donde la experimentación de productos cosméticos en animales está permitida y a través de esos países llegan a nuestras propias casas los productos. 

Las pruebas con animales son totalmente innecesarias y la prohibición de la UE ha demostrado que la industria seguirá funcionando, tal y como ha pasado en Europa, uno de los principales mercados de productos cosméticos. 

Es posible que sin darnos cuenta estemos apoyando ese negocio con nuestro dinero, comprando el mismo producto que llevamos toda la vida comprando.  Por eso es muy importante dedicarle un momento a analizar qué tipo de productos consumimos, saber qué ingredientes llevan y qué tipo de proveedores utilizan. 

Apuesta por productores locales, como norma general, la cadena de fabricación es más corta y controlan mejor los procesos por lo que pasa el producto para ser elaborado. Suelen ser productos más naturales y alejados de tanta experimentación innecesaria. 

Si te interesa acabar con la crueldad animal, investiga los productos que usas y asegúrate de comprar siempre artículos cruelty free. 

Dejar un comentario